23 de julio de 2009

Será

Cada tanto vengo aquí a ver si he escrito alguna cosa, y no. Será que me pasa algo. O que estoy de vacaciones en Jamaica. O a lo mejor se me rompió el ordenador, o me cortaron el teléfono...
Me voy a mandar un correo, a ver.

11 comentarios:

Vicent dijo...

No se puede empezar una saga como la de "Pinito, aventuras y desventuras de una pobre can incomprendida" y luego dejar a la gente sin noticias de ella (bueno y alguna tuya tambien) durante dias y dias, que lo sepas.

PD.: Me encanta tu blog.

aire dijo...

Uséase, que te has vuelto tan adicta a leerte como nosotros.

6 dijo...

Date besos, de mi parte

si, bwana dijo...

Debe ser cosa de lacaló; yo escribo cosas que luego no encuentro.

araceli dijo...

Yo de ti comprobaria la boca de Pinito,a ver si ademas de la pared le gustan tus escritos.
Saludos

Gabriel Ramírez dijo...

Pues para mí que lo que pasa es que no has escrito nada.

Palabra clave: detective

Cuinpar dijo...

O déjate un comentario pidiendote que escribas más a menudo, igual funciona...

La Lupe dijo...

Hola, hola.

Vicent, siento decirte que sí se puede. Soy la prueba viviente de que sí. Y muchas gracias.

Aire, no, qué va, es que me siento culpable por no escribir, y entonces me disocio, como los locos de las películas.

Gracias, 6, si me veo me daré muchos besos. Y si te veo a ti, también. La semana que viene, espero.

Sí, bwana, yo ahora mismo no encuentro nada de nada, y mi ordenador tiene un trastorno grave en el ventilador o la tapa del delco o como se diga, así que lo más seguro es que tenga usted razón.

Araceli, Pinito ha cogido la costumbre de ir siempre pegada a mis pies por lo que pueda caer (de comestible, digo, desde avellanas a cachitos de pimiento asado), y en las últimas semanas no he visto que caiga ni una letrita. Yo creo que no come de eso.

Ay, Gabriel, tú siempre dando en el clavo... Es un poco terrible...

Cuinpar, no, que me estreso. Además basta que me digan "haz esto" para que se me quiten las ganas de aquí a la eternidad.

Otro Martín dijo...

Genial :)

Entrar en tu web para ver si has escrito algo.

Para los que no tenemos memoria como yo, es increíble las alegrías que te llevas cuando descubres cosas que has hecho y no recordabas :)

Ornelia dijo...

Con el número 2.839.000.0000 del sorteo de la vida, he sido la afortunada ganadora de un ejemplar de su libro. ¡Qué ilusión! Te perseguiré para que me autografíes.

La Lupe dijo...

Otro Martin, esto de no tener memoria, no, peor, de tener varias memorias autónomas, me da bastantes disgustos. Creo.

Ornelia, pero no hace falta que me persigas, que yo me dejo. Además, sólo nos separa un ratito de tranvía. Cualquier domingo de éstos de churros con dulce de leche...